Post destacados

Luchar contra Mercadona no es tu batalla
El uso de WhatsApp en las empresas
Básicos de gestión de un supermercado
Cliente satisfecho WhatsApp en las empresas Básicos de gestión de un supermercado
Estrategia de negocio / Posicionamiento
Proyectos / Comunicación
Gestión de negocio / Principios básicos



Focaliza tu empresa a las necesidades del cliente
Focaliza tu empresa: ventas y margen
Gran Consumo: Básicos de gestión económica del surtido
Focaliza tu empresa Focaliza, ventas y margen Gestión económica del surtido
Estrategia de negocio / Retail Estrategia de negocio / Retail Gestión de negocio / El surtido

HOY, viento de poniente


Hoy salí de marcha a las 10:30.

El día amaneció nuboso, frío y con viento de poniente, lo que daba una sensación térmica de frío mayor.

El Paseo estaba vacío, desde la Peña Recreativa de Pedregalejo hasta La Araña. A veces te cruzabas con alguien, bien abrigado tanto si iba en plan deportista como de paseo, ... todos iban a marcha ligera, el tiempo no invitaba a detenerse.

Al pasar el Arroyo de Totalán, un padre enseñaba a su hijo a tirar el trompo. Le decía que en su época de niñez, los juegos eran los de las bolas, el trompo, ... y no los videojuegos como hoy.

Observé que como jugador de trompos, de pequeño tuvo que ser de los aventajados... lo tiraba desde arriba, lo cogía desde el suelo con la mano y lo mantenía en alto hasta que paraba de bailar ... el hijo alucinaba.

De niño, yo también bailaba el trompo. Tenía trompos de púa de acero que partían los contrarios, otros trompos cabezones que echaban fuera del círculos a los demás,...

También de niño, en la Plaza de los Higuitos, se jugaba a las bolas. Había bolas de cristal, bolas de acero, bolas gordas, bolas pequeñas,... el juego consistía en dar varias veces a la bola de tu contrincante y luego meterla en el hoyo... primera, pincoe ( entre bola y bola tenía que caber el pie ), matute y al hoyo.

La Hostelería estaba hoy de capa caída, muchos estaban cerrados y otros montaban lo mínimo.

.. el tiempo, el viento era infernal, frío, y con el sudor de la marcha se notaba más aún.

En la mar, tres valientes hacían surfing mientras varios amigos los vigilaban desde Las Acacias.

Hoy, tanto era el frío que hasta las cotorras y palomas de Las Acacias - Plaza de las Palmeras - callaban, ni chillidos ni gorgojeos,...

En la ida hacia La Araña no se notaba con tanta intensidad el viento, sino que a la vuelta fue cuando se dejó sentir con toda su fuerza,... claro me daba de frente...

Bueno, el tiempo de marcha fue regular 1:45:23


Si te gustó el artículo, ayúdame a distribuirlo

¿Quieres recibir los artículos en tu bandeja de entrada? Si, Suscríbeme

Publicar un comentario